Cómo Limpiar Los Ductos Del Aire Acondicionado Central

Limpiar los ductos del aire acondicionado central es una tarea importante que puede mejorar notablemente la calidad de tu aire interior y la eficiencia de tu sistema. Con el tiempo, estos conductos se llenan de polvo, pelusas, hongos, moho y bacterias, limitando el flujo de aire y propagando alérgenos e hidratos de carbono a tus habitaciones.

Una buena limpieza puede eliminar estos contaminantes y devolver el rendimiento inicial de tu aire acondicionado, proporcionándote un aire interior más limpio y fresco. ¿Estás listo para empezar a limpiar los ductos del aire acondicionado en casa? Sigue leyendo para conocer los pasos necesarios para eliminar de forma segura y eficaz el polvo y la suciedad de tus conductos.

Limpiar Los Ductos Del Aire Acondicionado Central
Limpiar Los Ductos Del Aire Acondicionado Central

Guía Para Limpiar Los Ductos Del Aire Acondicionado

La clave para limpiar eficazmente tus conductos es el acceso: necesitarás quitar las rejillas de los registros e introducir herramientas de limpieza en los conductos. Dependiendo del tamaño de tu sistema, esto puede ser una tarea bastante grande.

Pero siguiendo los pasos adecuados y tomándote tu tiempo, puedes limpiar profundamente esos conductos y restaurar el flujo de aire fresco. Comencemos:

1. Prepárate para el trabajo

Ten a la mano todo el material y herramientas que vas a usar. También debes equiparte de equipos de seguridad como lentes y máscara antipolvo ya que estarás trabajando con suciedad que puede contener bacterias y alérgenos que afectan el sistema respiratorio.

  • Aspiradora con extensión manual.
  • Escalera de 4 o 5 peldaños.
  • Cepillos.
  • Agua.
  • Detergente.
  • Desinfectante especial para ductos.
  • Lentes de seguridad.
  • Máscara antipolvo con filtro.
  • Guantes.
  • Destornillador punta plana.
  • Trapo.

2. Apaga el sistema de aire acondicionado

Desconecta el suministro eléctrico al condensador exterior y al termostato de la unidad interior para prevenir descargas eléctricas. No debe existir energía eléctrica en ninguna parte del sistema de aire acondicionado.

3. Retira las rejillas

Usa un destornillador plano para quitar las rejillas de los registros y acceso a los conductos. Asegúrate de marcar dónde estaban para colocarlas correctamente de nuevo. Aprovecha que desmontaste las rejillas y colócalas a remojar en una solución con agua y detergente.

4. Retira los filtros

Por lo general, encontrarás filtros de manga HEPA arriba de las rejillas de los ductos, aunque no siempre es el caso. Si encuentras filtros al desmontar las rejillas, desmóntalos también.

También te puede interesar:

Las 14 Fallas Comunes Del Aire Acondicionado

5. Limpia los filtros

Este tipo de filtros puede limpiarse sacudiéndolo bien para desalojar todo el polvo y luego pasarle una aspiradora. Algunas personas también usan aire comprimido, pero no es recomendable su uso en ambientes interiores ya que puede generar una nube de polvo que ensuciará todo a su paso.

Otra opción es lavarlo con chorros de agua a presión moderada, pero se debe tener mucho cuidado de no romper el filtro ya que algunos de ellos no están diseñados para soportar esta presión de agua.

Si al bajar los filtros consideras que están en muy mal estado, debes cambiarlos por unos nuevos, no son costosos. Solo ten en cuenta de comprarlos exactamente igual, guíate por su número de referencia de fabricante.

También te puede interesar:

¿Cómo Limpiar El Aire Acondicionado? – Guía Paso A Paso

6. Limpia todas las salidas de los ductos

Usa una aspiradora para conductos conectada a una manguera flexible para vaciar el polvo, pelusas y suciedad acumulados. Aspira cada registro de conducto. Esto se hace siempre hasta donde te lo permite físicamente la aspiradora.

¡Ojo! Este paso solo es aplicable si el ducto se ha limpiado de forma periódica y no se encuentra tan sucio. Si la suciedad es demasiada que incluso se encuentra incrustada en las paredes del ducto, deberás desalojar todo ese sucio mecánicamente con un cepillo. Luego de pasar el cepillo, pasa la aspiradora.

Cómo Limpiar Los Ductos Del Aire Acondicionado Central
Cómo Limpiar Los Ductos Del Aire Acondicionado Central

7. Desaloja el polvo remanente con un trapo húmedo

Utiliza un trapo húmedo y una extensión para recoger el polvo remanente que pueda quedar en el ducto. Al igual que el proceso de aspirado, este debes hacerlo hasta donde te lo permita físicamente la extensión que uses.

8. Aplica desinfectante especial para conductos de aire acondicionado

Existen desinfectantes especiales para ductos que evitan el crecimiento y la proliferación de bacterias, además de prevenir la incrustación del polvo y la formación de capas. Este tipo de desinfectante tiene alta adherencia a la superficie del ducto y elimina los malos olores.

Por lo general, estos desinfectantes vienen en spray y son de fácil aplicación. Cuando apliques el producto en el ducto, debes dejar que haga efecto por un tiempo para empezar a montar el filtro y las rejillas. Debes seguir las instrucciones del producto.

9. Limpia las rejillas

Mientras dejas que el producto desinfectante haga efecto, puedes lavar las rejillas que desmontaste con agua y jabón. Enjuaga, seca y agrega un poco del producto desinfectante en spray en las rejillas también.

10. Monta los filtros y las rejillas

Limpio el ducto, las rejillas y los filtros, es hora de montar todo de nuevo en su lugar. Guíate por las marcas o los croquis que hiciste inicialmente, lo ideal es que coloques cada componente en su lugar. Limpia el área circundante.

También te puede interesar:

Mi Aire Acondicionado No Enciende. 9 Causas y Soluciones

11. Restaura la energía y enciende el sistema

Conecta la electricidad al aire acondicionado y enciende el sistema. Comprueba que todo funcione correctamente.

Beneficios De La Limpieza De Conductos De Tu Aire Acondicionado

La limpieza regular de los conductos de tu sistema de aire acondicionado central tiene múltiples beneficios importantes:

  • Aire más limpio y fresco: Elimina el polvo, las pelusas, las bacterias, los mohos y los alérgenos que de otro modo fluirían hacia tus habitaciones.
  • Mejor funcionamiento del sistema: Al eliminar la suciedad que obstruye los conductos, permite que el aire fluya con mayor eficiencia.
  • Disminución de los malos olores: La suciedad acumulada puede causar olores desagradables, especialmente si hay hongos y mohos. La limpieza profunda elimina estos olores.
  • Reducción de los alérgenos: Al aspirar las pelusas y partículas de polvo, reduce los desencadenantes de alergias que circulan por tu hogar.
  • Menor deterioro: Un sistema de aire acondicionado limpio funciona mejor y tiene una vida útil más larga.

Limpiar los ductos del aire acondicionado es una inversión que rinde beneficios continuos en términos de salud, comodidad y rendimiento del sistema. Asegúrate de programar una limpieza profesional de los conductos al menos una vez al año para mantenerlos en condiciones óptimas.

La frecuencia de la limpieza dependerá del tamaño del sistema, el clima y si existe mucho polvo en tu ubicación.

Consejos Y Advertencias Al Limpiar Los Ductos Del Aire Acondicionado

  • Limpia los conductos por secciones: Comienza con solo 1 o 2 registros, luego continúa con el resto en el transcurso de varios días. Esto evita sobrecargarte de trabajo.
  • Cierra puertas y ventanas durante la limpieza: De esta manera evitas que la suciedad se filtre en otras áreas de la casa.
  • Usa máscaras antipolvo con filtro: Para protegerte de la exposición a cualquier moho, polvo o asbestos que pueda estar presente.
  • Revisa por asbestos: Si tu casa fue construida antes de la década de 1980, es posible que los conductos contengan amianto. Debes desalojar todo este material, para ello, es preferible que contrates un profesional.
  • Quita la energía eléctrica del sistema: Siempre apaga el sistema antes de comenzar para evitar descargas eléctricas o daños al sistema.
  • Evita limpiar durante la temporada de alergias: Esto ayudará a minimizar la exposición a los desencadenantes de alergias durante la limpieza.
  • Hidrátate adecuadamente: Bebe mucho líquido antes, durante y después de la limpieza, especialmente si usas un producto de limpieza fuerte.

Restaura Un Aire Limpio Y Fresco Al Limpiar Los Ductos Del Aire Acondicionado

Al seguir los pasos descritos en este artículo, puedes eliminar la suciedad y las bacterias acumuladas que obstruyen tus conductos de aire acondicionado y permitir que tu sistema funcione como estaba destinado. Al limpiar los ductos del aire acondicionado, tu aire interior tendrá mejor calidad, proporcionándote una atmósfera más fresca y saludable para el disfrute por mucho tiempo.

Sin embargo, si sientes que la limpieza de conductos es demasiado difícil o extensa, considera contratar a profesionales para que realicen la limpieza por ti. Una limpieza de conductos profesional regular asegurará que tu sistema de aire acondicionado funcione de manera óptima y dure por años.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Scroll al inicio